El VIH o el virus de la inmunodeficiencia humana pueden enfermar gravemente a una persona e incluso causarle la muerte. Aprender los conceptos básicos sobre el VIH puede mantenerlo saludable y prevenir la transmisión.

El VIH puede transmitirse por:

  • Contacto sexual
  • Compartir agujas para inyectarse drogas
  • De madre a bebé durante el embarazo, el parto o la lactancia

Mitos del VIH: el VIH no se transmite por …

  • Aire o agua
  • Saliva, sudor, lágrimas o besos con la boca cerrada
  • Insectos o mascotas
  • Compartir baños, comida o bebidas

Para protegerse del VIH:

  • Hacerse la prueba una o más veces si está en riesgo
  • Si tiene un riesgo muy alto de contraer el VIH (por ejemplo, su pareja tiene VIH), pregúntele a su proveedor de atención médica si la profilaxis previa a la exposición (PrEP) es adecuada para usted.
  • Usar condones de la manera correcta cada vez que tenga relaciones sexuales anales o vaginales
  • Si cree que ha estado expuesto al VIH en los últimos 3 días, pregunte a un proveedor de atención médica sobre la profilaxis posterior a la exposición (PEP) de inmediato. La PEP puede prevenir el VIH, pero debe iniciarse dentro de las 72 horas
  • No inyectar drogas, o si lo hace, no compartir agujas, jeringas u otro equipo de inyección de drogas.
  • Hacerse la prueba y recibir tratamiento para otras infecciones de transmisión sexual (ITS)

Si tiene VIH, para mantenerse sano/a y proteger a los demás:

  • Encontrar atención para el VIH. Con la ayuda de la atención médica, usted puede mantenerse sano/a y ayudar a reducir el riesgo de transmitir el VIH a sus parejas.
  • Decirle a su pareja sexuale o a los con que usa drogas que usted tiene VIH.
  • Usar condones de la manera correcta cada vez que tenga relaciones sexuales y hablar con sus parejas sobre la PrEP
  • Tomar su medicamento para el VIH según lo recetado
  • Permanecer en la atención del VIH.
  • Hacerse la prueba y recibir tratamiento para otras ITS

La adicción y el abuso de las drogas han estado estrechamente relacionados con el VIH / SIDA desde el comienzo de la epidemia. Aunque el uso de drogas inyectables es bien conocido en este sentido, el papel que juega el abuso de drogas no inyectables en la propagación del VIH es menos conocido.

Uso de drogas inyectables:

Las personas generalmente asocian el abuso de drogas y el VIH / SIDA con el uso de drogas inyectables y el intercambio de agujas. El uso de drogas inyectables se refiere a cuando una droga se inyecta en un tejido o vena con una aguja.

Cuando los usuarios de drogas inyectables comparten sus agujas, jeringas y otras cosas para inyectarse drogas, el VIH puede transmitirse entre los usuarios. Otras infecciones, como la hepatitis C–que causa enfermedad hepática grave–también se pueden transmitir de esta manera.

Efectos de las drogas en el cuerpo: el consumo de drogas puede acelerar la progresión del VIH y sus consecuencias, especialmente en el cerebro. Por ejemplo, el VIH causa más daño a las células nerviosas en el cerebro entre las personas que abusan de las drogas que entre las personas con VIH que no lo hacen.

Tratamiento por abuso de drogas: desde finales de los años 80, los investigadores descubrieron que tratar el abuso de drogas podría prevenir la propagación del VIH. Cuando las personas que tienen un problema de drogas ingresan al tratamiento, detienen o reducen su consumo de drogas y comportamientos de riesgo relacionados, incluida la inyección de drogas y las prácticas sexuales inseguras.

Leave a Reply

Information on CoronavirusLearn More